El efecto Mar-iposa o sobre la teoría del orden y el caos

Nunca he contado cómo me quedé embarazada de Mar. Sea cierto o no, soy de la opinión que la famosa teoría del caos, o efecto mariposa, tuvo bastante que ver en todo ello…. Esta es la historia.
Teníamos prevista viajar a Vietnam en verano, uno de esos viajes que llevas años deseando, planificando, informandote…. PEEEEEERO de repente en junio mi rodilla se fastidió. Tras dos meses de pruebas y médicos, mucho dolor y hasta baja laboral, la solución era operar. Fecha para la operación: 1 de agosto. A la mierda el viaje. A la mierda el verano. Me operaban en Barcelona porque el traumatologo estaba allí, así que mi querido esposo (mejor así cariño? 😉 ) y yo nos instalamos allí para pasar un estupendo plan que incluía quirófano, clínica, y posterior reposo en casa durante la menos 3 semanas. Nada de playa ni sol ni fiestas. En su lugar, pierna inmovilizada, inyecciones de heparina y muuuucha paciencia.
La operación fue un éxito y al cabo de pocos días ya estábamos en casa.
Y… Que se hace cuando no se puede hacer nada? Pues por ejemplo, un bebé 🙂
Conste que ya andábamos buscándolo… Pero claramente en Vietnam las circunstancias no habrían sido las mismas y con alta probabilidad no habríamos tenido a Mar con nosotros. Es decir, que por una situación inesperada y, a priori, no deseada, conseguimos crear la cosita más bella y preciosa del mundo, nuestra hija.
Viva la teoría del orden y el caos, viva el efecto mariposa, y viva Mar!

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s